fbpx

Free Tour en Brujas ¡todo lo que necesitas saber!

La ciudad de Brujas, de capital Flandes Occidental en el noroeste de Bélgica, cuenta con un centro histórico reconocido por la UNESCO como patrimonio histórico de la humanidad. En este artículo queremos hablar del free tour por la bellísima ciudad de Brujas.

Brujas tiene una gran infraestructura de edificios medievales que la convierten en un sitio ideal para comprender el pasado y el presente Bélgica. Sus calles empedradas, un campanario del siglo XIII y la gastronomía belga hacen que este sitio se te quede en la piel.

Una ciudad para enamorarse con su free tour

La ciudad de Brujas tiene un grupo de canales navegables para pequeños botes en los que los paseos para conocer la ciudad resultan placenteros. Es considerada la ciudad más romántica de Bélgica por el encanto que producen estos cauces de agua.

Mientras navegas quedarán a la vista los puentes de piedras, los edificios antiguos, preservados con mucho cuidado… paisaje difícil de conseguir en toda Europa. Una travesía en un bote turístico será reconfortante y anecdótico ya que muchos años de historia medieval pasarán por tus ojos.

La Iglesia de Nuestra Señora es otra obra digna de visitar. Adentro del templo se destacan obras de arte como la “Madonna con el niño”, un trabajo del famoso escultor italiano Miguel Ángel. Allí reposa el corazón del monarca Felipe el Hermoso, nacido en Brujas en 1478.

El parque de la Reina Astrid es uno de los sitios más visitados de la ciudad. Sus áreas verdes y la tranquilidad que transmite son propicio para el descanso y la distracción. Un espacio para detenerse en el free tour brujas.

El ayuntamiento de Brujas, exige su estilo gótico en todo su esplendor, con su fachada y sus torres octagonales, sus escudos y las doce estatuas tradicionales que representan cada mes del año hace gala de ser una de las edificaciones más antiguas.

En esta ciudad, como en muchas de Europa, se encuentra una plaza principal o plaza mayor. Funciona como el centro de encuentros y reuniones de los habitantes. En su cercanía es normal conseguir ferias de comidas, cafés, floristerías y comercios propios para que los turistas se lleven un recuerdo de su visita. 

Visitar la Basílica de la Santa Sangre no podía faltar en este free tour brujas. Su estilo gótico lo sitúa en el siglo XII. Tiene dos capillas: la de San Basilio y otra denominada superior en las que el conde de Flandes, Teodorico de Alsacia, dejó una reliquia con gotas de la Sangre de Cristo traída de Tierra Santa.

Reconocido por la UNESCO como patrimonio histórico de la humanidad el Campanario de Belfort es una de las prendas precias a contemplar en el free tour brujas. Desde el Siglo XIII,  esta obra de 80 metros ha sido emblemática en Brujas y toda Bélgica. 

Museos, librerías, teatros, galerías de arte, espacios recreativos para el disfrute de todos; detrás de cada calle, cada edificio o canal hay una gente amable, servicial y atenta. La ciudad de Brujas quiere quedarse contigo, que la lleves en la piel.


Sigue leyendo: