Escapada por Múnich, ¿nos vamos?

Múnich es la tercera ciudad más poblada de Alemania, conocida particularmente por sus extravagantes palacios, elegantes y majestuosos diseños arquitectónicos que dejan boquiabierto al turista más casual o al arquitecto más experimentado.

Sus numerosas áreas verdes y parques le dan un merecido respiro, brisas y frescura a la ciudad y a las personas en ella.

Además, es una ciudad donde el arte es sin duda uno de sus aspectos más importantes, sus acogedores edificios nos darán una experiencia única así como las muchas atracciones y tesoros del mundo escondidos tras la puerta de sus museos. A continuación te compartimos algunos de los mejores sitios que puedes visitar en Múnich.

¿Qué ver en Múnich?, esta bella ciudad posee geniales escapadas que no podemos dejar de lado mencionar. Perfecta para los turistas conocedores así como para los poco expertos que buscan nuevas aventuras.

En esta ocasión te hablaremos de un museo, una plaza y un lugar para hacer surf, que son parte de los atractivos más importantes de la ciudad.

Marienplatz

Diseñada por el arquitecto Georg Hauberrisser quien ganó el concurso de modelos para la remodelación del ayuntamiento de la ciudad, esta manzana ha sido el corazón de Múnich desde el año 1158 donde principalmente fue utilizado como un centro de comercio.

Hoy es mejor conocido por su gran mercado navideño, el cual abre tres semanas antes de la navidad. Sin duda una de sus atracciones más interesantes es el reloj cuckoo con un carrusel de figuritas que bailan a distintas horas del día.

Es un lugar muy utilizado por los turistas para hacer fotografía y disfrutar de un paseo tranquilo mientras admiran la arquitectura.

Museo Glyptothek

El Glyptothek es un museo moderno que actúa más como una galería de arte, es el único de su tipo en el mundo, ya que está dedicado completamente a la exhibición de esculturas antiguas.

Donde a sus visitantes se les permite acercarse, tocar y tomarse fotos con sus obras que no están ocultas detrás de un mostrador.

Además cuentan con replicas en madera de algunas de las esculturas más famosas de todo el mundo. Es un lugar completamente diferente a los tradicionales museos que conocemos actualmente.

Eisbachwelle

Uno de los pasatiempos favoritos y más inusuales en Múnich, el surf. Este banco de agua cuenta con unas explosivas olas que salen desde ambos lados de sus límites tras una pared del río.

Este bello rio que cruza la ciudad se ha convertido en todo un atractivo, ya que a pesar que la ciudad no posee salida al mar si tiene un rio potente que lanza olas que muchos jóvenes montan di atrás día.

Aunque no es una playa es un lugar único y diferente donde hacer surf en el continente europeo, así que si eres un turista que busca diversión y aventuras esta es sin dudas una opción interesante que se complementa con los diferentes atractivos turísticos que posee la ciudad alemana.

Por ultimo no olvides visitar alguno de los bares de la ciudad y tomarte una cerveza bien helada en compañía de tus amigos.